Saltar al contenido

Frituras

23/07/2021

El aceite de coco resiste altas temperaturas antes de quemarse conservando sus propiedades y sin desarrollar sustancias nocivas para la salud, lo que lo hace ideal para freír.

Esto debido a la elevada temperatura a la que alcanza su punto de humo, entre 232 °C y 234 °C, por lo que no salpica al freír y además le confiere mayor estabilidad que algunos aceites vegetales insaturados, lo que lo hace ideal para tiempos de cocción largos